Mónica Oltra y el totalitarismo lingüístico en la Comunidad Valenciana

Mónica  Oltra dice que tener dos lenguas en un territorio es una riqueza y no un problema. Comenta que el valenciano tiene enemigos, y lo que practican es una castración cultural. Lo dice en este artículo del Diario Información: Oltra, contra “los enemigos del valenciano” que buscan la “castración cultural”. En realidad se refiere a los jueces. No acepta sus decisiones, ya que el TSJCV ha sentenciado que la imposición lingüística es ilegal.

La realidad es que Compromís ha convertido el valenciano en un arma, y claro que consigue enemigos. El Consell o Gobierno de esta comunidad, formado por PSPV y Compromís, y que cuenta con el apoyo de Podemos, tiene la virtud de convertir riqueza cultural en recurso básico para orientar esta esta región a la división, al odio, al avance hacia los países catalanes, para transformar la comunidad e ir a la ruptura con España. Y hace uso de nuestros hijos para esa fábrica de independentistas que es el adoctrinamiento en las aulas del sistema público valenciano, ese que pagamos entre todos y para el que sí deberíamos tener derechos y libertades.

Sra. Oltra, simplemente nos estamos defendiendo de las prácticas totalitarias que ustedes aplican para privar de libertad a padres e hijos. Una libertad de la que siempre hemos disfrutado. Nos defendemos de una imposición lingüística que tiene segundas intenciones. Nos defendemos de unas prácticas que usan sin pudor la manipulación y el chantaje, incluso con los más pequeños, para reconducir esta sociedad al enfrentamiento con España.

La riqueza es para quién la quiera. Hay personas que prefieren otra riqueza: la orientada al mundo global, a la nueva economía y a las lenguas que son necesarias en este mundo de expansión internacional,  que son español e inglés, las lenguas que ustedes reprimen. Pretenden engañarnos con los mismos instrumentos usados en Cataluña para confundir y reconducir a su población a la radicalización, que se enfrenta y se empobrece a ritmo vertiginoso y con soluciones cada vez más difíciles. En este post hemos publicado un esquema muy resumido sobre el procés, esas acciones que Compromís y PSPV ahora replican en la Comunidad Valenciana a imagen y semejanza de Cataluña:

La sentencia ha sido tildada de «política» por el sindicato Intersindical STEPV. Ese sindicato cuenta con mayoría abrumadora entre el profesorado de la enseñanza pública valenciana, ya que cuenta con cuotas de participación superiores al 60 %. El sindicato colabora con el gobierno valenciano en la imposición lingüística, formando parte de un conjunto de entidades que elaboran o colaboran con las líneas maestras de la hoja de ruta hacia los países catalanes. Entre ellas, aparte del sindicato STEPV, conviene mencionar a Escola Valenciana, financiada por la Generalitat de Cataluña, Acció Cultural del País Valencia, considerada como asociación pancatalanista desde la propia Wikipedia, Confederación de Ampas Gonzalo Anaya, que realizó una buena campaña de la imposición lingüística desde el decreto de plurilingüismo, declarado posteriormente ilegal, y probablemente haya de incluir al canal de TV A Punt, dirigido por Empar Marco, una excorresponsal de TV3.

La Comunidad Valenciana no se independiza ¡No queremos que adoctrinéis a nuestros hijos! 

¡Fuera de aquí!

Idiomas y Educación

Imagen de FELGTB en Licencia CC-A-SA-2.0 2012 https://goo.gl/VFmd3J

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.