Idiomas y Educación responde al STEPV: «Los profesores están para enseñar, no para imponer, ni adoctrinar, ni para reconducir la sociedad al separatismo»

El sindicato STEPV ha advertido al conseller de Educación que «El valenciano tiene que ser la lengua mayoritaria en las aulas». Reclaman más horas de clase en todas las asignaturas en esta lengua para evitar «su sustitución por el castellano» y exige ampliar la Ley de Plurilingüismo. En ABC: https://www.abc.es/espana/comunidad-valenciana/sindicato-stepv-advierte-conseller-educacion-valenciano-lengua-20230809201756-nt.html 

La asociación Idiomas y Educación advierte a STEPV: «Basta de amenazas de imposición lingüística y de chantaje para la creación de países catalanes».

Rovira, que ha mostrado en sus intervenciones una gran determinación y entereza en solucionar el mayor problema de la Educación Valenciana, debe defender los intereses de los estudiantes y sus familias, no cediendo a las exigencias nacionalistas de inmersión lingüística. La ley de plurilingüismo sólo ha servido para crear división y enfrentamiento, orientada a un modelo monolingüe que destroza la equidad y la calidad de Educación. La ley debe revisarse, pero solo para ser derogada, al tratarse de un atentado contra la libertad, al tiempo que condena a muchos alumnos al fracaso escolar.

Aulas en la Comunidad Valenciana

Los profesores deben estar al servicio de los ciudadanos, en especial de sus alumnos, y no de sus intereses nacionalistas. Estudiar en lengua materna es un derecho internacional que promueve la UNESCO y todos los expertos educativos. Por otra parte, la Declaración Universal de Derechos Humanos exige libertad de enseñanza. Son principios básicos de la convivencia. En cuanto a las declaraciones del sindicato a la Carta Europea de Lenguas Regionales o Minoritarias, Idiomas y Educación aclara que se trata de un documento «De Derechos», que los grupos nacionalistas lo han convertido en documento «De Obligaciones», desde el reincidente carácter manipulador de esos colectivos.

En cuanto a la alarma del STEPV sobre que no tolerará «ningún recorte» en las plantillas, es un aspecto que esta asociación entiende que el conseller Rovira ha explicado bien. No habrá recortes. Sin embargo, Idiomas y Educación aprovecha para recordar que en Educación, las necesidades son ilimitadas y los recursos escasos, por lo que para mejorar la calidad educativa, que es la cuestión, se necesita una buena gestión del capital humano y de otros muchos recursos, como las  infraestructuras, equipamientos, formación del profesorado, digitalización…

Priorizar una lengua sobre otra genera desigualdades. Obligar a impartir asignaturas no lingüísticas en valenciano (matemáticas, ciencias naturales, ciencias sociales, historia…) supone que los alumnos ni aprenden el idioma ni las materias en cuestión. Idiomas y Educación exige la libertad de elección de lengua vehicular. En concreto de líneas puras, para cumplimiento de la Constitución y para satisfacer a la comunidad educativa, para crear una sociedad libre y en convivencia, como siempre ha habido con el pueblo valenciano y que acabe con la tiranía que inició el nacionalista y separatista Vicent Marzà.

Idiomas y Educación también advierte sobre el REQUISITO LINGÜÍSTICO a docentes y funcionarios.

El conseller todavía no se ha pronunciado sobre ello. Es inconstitucional, porque genera desigualdades entre los ciudadanos españoles; es nocivo, porque transforma a los docentes en adoctrinadores; y es la lacra en Educación, porque cambia las prioridades de los padres  a la hora de elegir lenguas en educación, facilitando la deriva al separatismo. No basta convertirlo en mérito, que seguiría siendo inconstitucional. La exigencia nunca debe estar adscrita al funcionario, sino a la plaza a desempeñar. Y para adjudicar a una plaza debe tratarse como mérito, si fuer necesario el valenciano, al igual que con otras lengua que pueden ser precisada para algunos puestos. Una comunidad turística y abierta internacionalmente puede requerir prioridad en algunas lenguas globales. 

Las plazas de profesorado de línea en castellano deben ser accesibles para los profesores de la Comunidad Valenciana y del resto de España, sin requisitos ni méritos, lo cual nos enriquecería y acabaría con las imposiciones de este sindicato nacionalista, que vela más por los intereses de los políticos catalanes que por los de los alumnos valencianos.

Idiomas y Educación

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.